Mario A. Soriano (Madrid) -Al final, se portaron muy bien y me pagaron casi todo- En agosto de 2005, compré un Kia Cerato 2.0 CRDI en el concesionario Dédalo Motor de Madrid. A mediados de mayo de 2009 fui al taller oficial para pasar la revisión de los 90.000 km, y allí me comentaron que le habían cambiado la correa de distribución. Sin embargo, el 7 de junio se paró el motor repentinamente.

Kia Cerato

Kia Cerato
Autofacil
Autofacil


verde

Regresé al servicio oficial, donde me informaron que se había gripado y partido el eje de la bomba del agua; avería que, además, provocó la rotura de la correa de distribución y daños en balancines y válvulas. En total, el presupuesto ascendía a unos 1.800 . Los mecánicos no relacionan la avería con el cambio de correa de distribución; sin embargo, he preguntado en otros talleres y me han dicho que cuando cambian la mencionada correa también sustituyen la bomba para evitar problemas como el que me ha sucedido. Creo que el taller oficial debe asumir la reparación, ya que considero que no se realizó el mantenimiento de forma adecuada. En el servicio de atención al liente de la marca se -lavan las manos- y me dicen que me tengo que poner de acuerdo con el taller. ¿Me podéis ayudar?

Qué dice la marca El departamento de comunicación de Kia nos ha confirmado que, como atención comercial, se le ha abonado el coste de la factura a Mario, aunque ni el taller ni la marca tenían obligación de hacerlo, puesto que las operaciones de mantenimiento reclamadas por el cliente -la sustitución de la bomba del agua-, no son obligatorias como mantenimiento preventivo del vehículo al cambiarse la correa de la distribución.