Una asequible solución a la movilidad

¿Y si nos movemos en scooter? Probamos el Kymco Like 125

kymco like 125
¿Y si nos movemos en scooter? Probamos el Kymco Like 125
Eduardo Alonso
Eduardo Alonso


¿Vives en una gran ciudad y estás harto de los atascos? Pues complementar tu coche con un scooter de 125 cc puede ahorrarte mucho estrés diario por no mucho dinero. El mercado de este tipo de motocicletas es cada vez más grande, pero hoy probamos uno de los modelos más interesantes: el Kymco Like 125.

Desde que se convalidara el permiso de conducir B con el antiguo carnet A1 para motos de 125 cc (siempre que tengas más de tres años de carnet B), las cifras de ventas de motos y scooters de 125 se han disparado, especialmente de los segundos por su mayor comodidad, facilidad de conducción y protección contra el viento y el frío. Hoy en día existen multitud de modelos comprendidos entre aproximadamente 1.500 y 5.000 euros, cuantía que depende fundamentalmente del fabricante, de la calidad del producto y de la potencia del motor. Respecto a esto último, cabe recordar que la máxima potencia permitida para conducir una moto o scooter de 125 cc con carnet de coche es de de 15 CV. Hoy en día, todos los scooter de 125 cc que están a la venta tienen una potencia de entre 9 y 15 CV.

Kymco Like 125

Pero, ¿cuál comprar? Para responder a esta pregunta, es clave valorar dos cosas: el presupuesto y el tipo de uso al que vas a destinar tu scooter. Ambas cuestiones están interconectadas entre sí porque, comenzando por lo segundo, has de tener en cuenta que, si vas a introducirte en autopista regularmente, ningún scooter de 125 cc es el ideal, pero puestos a elegir uno sería muy recomendable optar por un modelo de 15 CV, que son los más caros pero que son capaces de circular a unos 115 km/h. En cambio, si circulas por ciudad y circunvalaciones como la M-30, con un scooter de 11 ó 12 CV puedes ir seguro, ya que mantienen 100 km/h con relativa solvencia. Los modelos con menos de 10 CV son sólo recomendables para la ciudad, puesto que su velocidad máxima no es superior a 90 km/h.

Kymco Like 125 cuadro

El modelo que hoy probamos es el Kymco Like 125, un scooter que equipa un propulsor de casi 12 CV (11,6 CV para ser exactos). Se trata de un scooter de estética retro pero con grandes avances, como la iluminación led en ambos grupos ópticos (que, por cierto, aportan un plus de seguridad). Además, su precio es muy atractivo: 2.599 euros. Equipa ruedas de 12″, freno de disco en ambas ruedas, un cuadro de mandos mixto analógico-digital, y guantera con llave y toma USB en su interior para poder cargar tu smartphone. En general, es un muy buen producto, pues es fácil de conducir, ágil, con un peso razonable (128 kg) y un motor que te permite una considerable usabilidad.

Kymco Like 125 guantera

Donde mejor se siente el Like es en ciudad. Tiene bastante fuerza a bajo régimen, suena y vibra poco, es francamente cómodo gracias al mullido asiento y su consumo real ronda los 3,2 l/100 km. La plataforma para los pies no es del todo plana debido a que bajo ella se sitúa el depósito de gasolina, pero sí permite llevar un bulto entre los pies sin demasiadas incomodidades. Además, el Like es un modelo apto para personas bajitas y muy seguro, pues incorpora un sistema de frenada combinada. La maneta derecha permite detener el scooter en pocos metros sin que la rueda delantera se bloquee, por lo que es un modelo adecuado para personas que tienen poca experiencia montando en scooter o moto. La carretera no es su escenario preferido, pero se defiende. Con una velocidad punta en llano de unos 100 km/h, puedes circular perfectamente por la M-30 de Madrid e, incluso, ocasionalmente por la M-40. Esa velocidad aumenta hasta los 112 km/h cuesta abajo y se reduce a unos 90 km/h cuesta arriba, siempre hablando de velocidad medida por el velocímetro. Por tanto, para no ser un scooter de 15 CV, el Like resulta notablemente solvente.

Kymco Like 125 faro

Por último, todos los scooter de 125 cc tienen algunas cosas a mejorar, y el Like no es una excepción a pesar de que sus virtudes son mucho más numerosas que sus defectos. Tras una prueba de 350 km, hemos detectado dos ‘problemas’ leves y uno un poco más molesto. Los dos primeros radican en la capacidad del depósito de combustible y en la construcción de la guantera. Con sólo 6,5 litros de capacidad en el depósito, la autonomía del Like ronda los 175 km antes de que entre en reserva. Por otro lado, la guantera frontal tiene un aspecto algo endeble y, aunque encaja bien, transmite una sensación de poca robustez. Pero son fallos leves y comunes a muchos scooter de su rango de precio. En realidad, el único aspecto que realmente nos ha supuesto un trastorno es el espacio para el casco ubicado bajo el asiento. Es apto para cualquier casco de tipo jet, pero ninguno de los dos cascos integrales Nolan de talla M que hemos utilizado terminaba de caber. Es posible que cascos integrales de tamaño pequeño sí quepan, pero en general el hueco bajo el asiento del Like es sólo para cascos abiertos.

Kymco Like 125 hueco casco

Con todo, el Like 125 es para nosotros una de las mejores alternativas entre los scooter de 125 cc de menos de 3.000 euros. Es bonito, seguro, razonablemente veloz y viene bien equipado. ¿Por qué no planteárselo para sortear los atascos del día a día?